El Norte, una empresa que se reinventa

Hace más de 86 años que la empresa de transporte El Norte comenzó a transitar el corredor de la Ruta Nacional 11. Por aquel entonces, los caminos eran de tierra, muchas veces intransitables y los vehículos eran los de aquella época. Pasada la Segunda Guerra Mundial se avanzó con el pavimento de algunas rutas y ya en la década del 40/50 se comenzó a consolidar lo que hoy se conoce como transporte público de pasajeros. Ricardo Alejandro Clérico, apoderado general de la empresa, se refirió al pasado, presente y los proyectos que la empresa tiene hacia el futuro.

Por María José Valdez

– ¿Cuándo comenzó a circular la empresa El Norte?
Empresa El Norte fue fundado en el año 1934, el año del siglo pasado en que la Municipalidad de Santa Fe le otorgó una autorización para funcionar, cuando el pavimento recién estaba llegando. Fue entonces, desde esa época, que la empresa comenzó a transitar los distintos corredores de nuestra provincia y a brindar servicios de transporte de pasajeros antes de que existiera incluso la legislación provincial en materia de transporte, es decir, que la empresa es anterior a la ley provincial de transporte, lo cual nos parece un dato de relevancia e importante de señalar. Ya Durante los años 2000 – 2002 hemos incorporado nuevas tecnologías, nuevos capitales y, hoy por hoy, nos encontramos prestando no menos de 3500 servicios mensuales de transporte público de pasajeros y recorremos unos 500 mil kilómetros mensuales en toda la provincia. Unimos todas las localidades intermedias del corredor de la ruta 11, desde Villa Guillermina a Rosario y viceversa, desde Santa Fe a Reconquista y viceversa, entre otros destinos. También unimos las ciudades de Santa Fe con San Carlos, Gessler y Matilde, Santa Fe con Las Rosas, Santa Fe con San Jorge y Santa Fe con San Jerónimo Norte, entre otros servicios y localidades de nuestra provincia. Cabe destacar que Empresa de Transporte El Norte posee colectivos de última generación, de máxima capacidad, dotados de la más alta tecnología, en tanto los choferes han recibido toda la capacitación necesaria. Pero esto no es todo, felizmente el pasado 2019 la empresa ha aprobado la Norma IRAM 3810 cuyo principal objetivo es asegurar las buenas prácticas en materia de seguridad vial, asumiendo también un compromiso de mejora constante, todo lo cual es un logro y una aspiración de máxima y un gran orgullo para toda la empresa que represento. El objetivo sin dudas y todo lo que se hace desde, para y con la empresa es con el claro y confeso propósito de brindar un servicio de transportación de excelencia y calidad al público/usuario que, desde siempre nos ha elegido. De acuerdo a su memoria descriptiva es digno destacar que siempre, antes y ahora, la empresa contó con el apoyo y preferencia incondicional de los pobladores de las localidades que se fueron sirviendo y de los que estamos profundamente agradecidos, pero honestamente pensamos también que, el norte ha devuelto a la comunidad (y lo sigue haciendo) buena parte de lo que ésta le ha dado, reinvirtiendo permanentemente, incorporando nuevas y mejores unidades, ampliando frecuencias y destinos, todo con el objetivo de brindar cada día un mejor servicio.

 

“Estamos orgullosos de nuestra rica historia, comprometidos con el presente y esperanzados con nuestro futuro, con la clara y confesa vocación de unir destinos y de continuar por siempre brindando el mejor servicio de transportación posible a los pobladores de nuestra querida provincia de Santa Fe”.

– ¿Durante estos años han transitado diferentes ciclos de la economía argentina?
La empresa no escapa a las variables generales de los vaivenes propios de la economía nacional, la que entiendo, se encuentra inmersa en procesos de aguda crisis, desde hace unos años y cada vez más marcados hasta el día de la fecha.
Sin dudas hablar de la actualidad de nuestra empresa nos lleva a referirnos a la actualidad de la actividad como tal, porque tal lo expresado, no escampamos a la situación general de crisis que rodea a nuestra actividad y al sector en su conjunto: En este orden de ideas es dable señalar que, desde fines de 2018, en el orden provincial, se ha producido una merma en materia de subsidios, esta caída ha repercutido negativamente en los ingresos de todas las empresas. El subsidio hacia el 2017/2018 representaba más o menos el 50 % del ingreso de una compañía; se componían en aquel entonces de un subsidio al gasoil, que se pagaba a 10 o 12 pesos promedio por litro, y un monto dinerario que asignaba el Estado Nacional. A fines de 2018 se produjo la caída de los subsidios que se percibían de la Nación. Consecuencia de ello y a fin de paliar la inminente crisis del sector, Nación y provincia previeron fondos para asignar en materia de subsidios al transporte público de pasajeros provincial, aunque ello resultó insuficiente y obvio esta merma en los subsidios repercutió negativamente en la actividad, no solo en lo económico de la empresa, sino -como consecuencia lógica- en el último involucrado y principal interesado que es el usuario y beneficiario del servicio.

– ¿Tuvieron que suprimir algunas frecuencias?
Si bien nuestra empresa ha mantenido la cantidad de servicios y nivel de frecuencias que venía observando desde años anteriores, incluso en algunos casos lo hemos aumentado atento la incorporación de nuevos servicios, en algunas situaciones-en particular, algunas empresas del sector por cuestiones materiales que exceden a sus posibilidades han tenido que disminuir frecuencias, atento obviamente a que el nivel de ingresos se resintió en más de un 50 %. Tal como lo expresara, durante el 2018 pagamos entre 10 y 12 pesos el litro de combustible, que es uno de los insumos básicos de la actividad y en el 2019 lo terminamos pagando a precio de surtidor. Si a eso le sumamos la caída en el monto dinerario que realmente percibía cada empresa en concepto de subsidios con más la ostensible caída en la cantidad de pasajeros transportados, el atraso tarifario y el aumento del costo de explotación, tenemos configurado el cuadro de situación que amerita considerar que la actividad se encuentra inmersa en una época y proceso de aguda crisis.

-La quita de los subsidios viene de la mano de la crisis, ¿cómo los afecta?
El 2019 fue la antesala de la crisis experimentada por la actividad en la provincia y en la ciudad de Santa Fe durante enero de 2020. En el año 2019 se estableció un monto fijo en concepto de subsidios al transporte parte del cual lo aportaba la Nación y parte la provincia, se trataba de un monto fijo pagadero en 12 cuotas mensuales, que se percibieron durante todo el año. Ese monto fijo estuvo congelado, o sea no fue ajustado por inflación ni por ningún otro índice de actualización, no obstante, las variables salario, combustible y costo operativo aumentaron y ese monto fijo que se previó para 2019 obviamente se licuó. Al día de la fecha, seguimos aun sufriendo no pocos coletazos como consecuencia de ello, a modo de ejemplo, ya hemos afrontado un paro de actividades durante el corriente mes de enero, esto ocurrió tanto en el transporte interurbano como en el urbano, lográndose con mucho esfuerzo arribar a un acuerdo con la parte trabajadora y zanjar temporalmente la cuestión. Hay señales tanto de Nación como de Provincia de su preocupación y de que se está trabajando en el tema, en aras de solucionar la generación de subsidios, obvio la preocupación por este tema es del sector todo.
De todas maneras, ¿por qué hacemos hincapié en el subsidio? Porque, sin dudas en todo servicio público, en cualquier lugar del mundo, y nosotros no escapamos a esa regla, el subsidio es una variable fundamental a la hora de establecer la economía de una empresa que presta un servicio público, en el caso que nos ocupa de transporte de pasajeros. No olvidemos que el beneficiario del subsidio sin dudas es el público usuario. No es menor considerar que el ingreso de una empresa lo fija el Estado a partir de la tarifa; en tanto, los egresos los regula el mercado, porque nosotros no fijamos ni el costo del salario, ni el costo de los combustibles ni de los repuestos, pero la tarifa si está regida por el valor que marca el Estado. Obvio, son las reglas de juego de un servicio público esencial que el Estado debe brindar y que, en este caso, se vale de empresas particulares para poder hacerlo.

El objetivo sin dudas y todo lo que se hace desde, para y con la empresa es con el claro y confeso propósito de brindar un servicio de transportación de excelencia y calidad al público/usuario que, desde siempre nos ha elegido.

– ¿Tienen conocimiento de cómo será el pago de subsidios para este 2020?
Según la información que se nos ha suministrado, a partir del mes de febrero de 2020
La Nación estaría girando por cuatro meses un fondo destinado a subsidios de las provincias del interior del país. Ese fondo estaría compuesto por un monto dinerario determinado, generalmente la formula se basa en lo que es el agente computable – masa salarial y kilómetro recorrido- es la fórmula tradicional que usan desde el Gobierno nacional. A eso se le sumaría una suma fija de 14 mil pesos por empleado y 20 pesos por litro de combustible. Al monto previsto por nación en materia de subsidios se le sumaria lo estipulado en el presupuesto de la provincia de santa fe que oscila en los 1300 millones para todo el sistema y para todo el 2020, señalando que dicho importe (1300 m.) Es el mismo que la provincia presupuestó para el 2019, o sea se trataría del mismo monto, congelado y sin ninguna clase de adecuación o actualización por inflación experimentada durante el 2019. Vemos con agrado y agradecemos la preocupación puesta de manifiesto por todos los funcionarios provinciales actualmente a cargo del área de transporte con los cuales sin dudas debemos trabajar codo a codo en aras de intentar día a día brindar un servicio público de calidad al público/usuario.

-Esto sin dudas resiente la actividad normal de la empresa…
Si, la actividad está en un proceso de crisis. Lo que hace es generar recursos para ver si puede llegar a pagar los sueldos y combustible, para salir como se dice vulgarmente “derechos”, y en algunos casos a pérdida. Mucho de los servicios que hacemos son a pérdida, porque siempre queremos estar cumpliendo con lo que se nos pide. Desde la compañía trabajamos mucho con lo que es la RSE (Responsabilidad Social Empresaria), colaboramos con clubes, instituciones, con comunas y municipios, y con el gobierno provincial de modo de atender a las necesidades de transporte de toda la población.

-Hace unos meses se sumaron nuevas localidades al servicio que prestan, ¿la demanda vino por parte de las comunas?
La incorporación de nuevas líneas, nuevas trazas, ha sido fundamentalmente por pedido de las autoridades locales, zonales y comunales para darle respuesta y satisfacción al pedido de su población.

– ¿Han tenido caída en la venta de pasajes?
Respecto al tema de pasajeros transportados se ha producido una merma importante. Obviamente que la caída de los pasajeros transportados es uno de los factores que también, lógicamente, altera la economía de la empresa. Estamos hablando de una baja de pasajeros significativa en los últimos años, que se da por varios factores: crisis económica, proliferación de medios ilegales de transporte, o directamente no viajan por la crisis misma. Así, por ejemplo, de un liminar análisis comparativo surge que la caída de pasajeros transportados de 2018 a 2019 fue alrededor de un veinte por ciento.

-Alejandro, ¿solo El Norte realiza el recorrido por el corredor de Ruta 11?
No. Si bien es cierto que somos la empresa de la provincia más antigua en el corredor y que mayor cantidad de servicios y frecuencias tenemos, en la misma traza existen empresas permisionarias provinciales que brindan servicios desde la localidad de Florencia, en el extremo norte de la provincia hasta la ciudad de Santa Fe. Asimismo, la ruta 11 es transitada por distintas empresas de transporte prestadoras de servicios nacionales. Estas últimas, en clara violación a la normativa aplicable transportan pasajeros dentro de la provincia, en una competencia ilegal y desleal.
Pero por otro lado es importante detenernos en lo que por ahí uno escucha que la gente dice “necesitamos más empresas para tener un mejor servicio”, y la verdad que ésto es un error conceptual, obviamente el usuario desconoce las particularidades propias de lo que es una empresa de transporte provincial y las particularidades de la explotación como tal, pero es atendible y entendible y los pasajeros tienen el derecho de requerir un servicio de excelencia. Al respecto es dable considerar que, por un lado hay que tener en cuenta las actuales condiciones en las que hoy se desarrolla la actividad, en tanto y por otro lado hay que decir que, los pasajeros no se multiplican, se dividen, entonces el hecho de haber más empresas en un mismo corredor significa menos ingreso y que las economías de las empresas se resientan, ello sin dejar de advertir el elevado régimen de franquicias (léase pasajeros que viajan gratis o con descuento) que deben soportar las empresas provinciales, todo ello conspirando contra las economías de las mismas y la intención de brindar un mejor servicio. Desde nuestra compañía tratamos de dar el mejor servicio posible, sin dudas el hecho de ser la empresa más antigua en el corredor y que desde hace más de 86 años brinda servicios públicos de transporte de pasajeros es un dato de relevancia y que genera la firme presunción que venimos haciendo bien nuestra tarea. Siempre hemos aceptado las críticas. Y, en la medida que sean constructivas, trabajamos sobre ellas.

-¿Cómo está compuesta la flota de El Norte?
Poseemos entre 40 y 45 unidades, en 2005 teníamos un promedio de antigüedad que oscilaba los once años, pero entre 2015 y 2017 ese promedio bajo a seis años, lo que habla a las claras de la reinversión constante. Y esto, sin dudas, redunda en beneficio no solo del público/ usuario sino también del resto de la provincia, puesto que adquirimos las unidades y chasis en carroceras de Santa Fe, porque todos nuestros proveedores son santafesinos. El pago de tributos, patente e impuestos se lo hacemos a la provincia. Y las agencias que comercializan tambien son santafesinas.

-Realizan inversiones en forma constante…
Desde siempre se invirtió hasta la última moneda en material rodante y en la actividad en su conjunto, asi por ejemplo los compromisos financieros asumidos desde 2015 a 2018 a fin de adquirir nuevas unidades cero km han sido muy importantes. Estamos hablando que hoy por hoy un coche de última generación oscila los 280 mil dólares. Y hay que considerar este capital lo tenemos en la calle y nunca se amortiza. ¿Por qué digo esto? Porque, por ejemplo, una compra de un inmueble -supongamos de 200 mil dólares-, al cabo de 10 años ese inmueble vale como mínimo lo que lo pagaste o seguramente más. Pero si uno invierte en un colectivo esa plata al cabo de diez años no tenes nada, es cero, porque a los diez años el colectivo ya no tiene la misma vida útil. Entonces, nunca se logra amortizar el capital invertido, es un dato no menor y con esto quiero resaltar el espíritu de la empresa que constantemente reinvierte en la actividad. Es reconfortante saber que la dirección de la empresa tiene como objetivo el reinvertir constantemente en la empresa y en la actividad; en este sentido, desde 2016 a 2018 hemos incorporado no menos de ocho nuevas unidades cero kilómetros en El Norte, y en la empresa Ruta 70 también se han comprado unidades. ¿Qué significa para nosotros reinvertir? Redoblar nuestros esfuerzos en aras de seguir apostando siempre a nuestra región, continuar en la actividad más allá de que la misma muchas veces no resulte rentable, seguir brindando por siempre transportación a los pobladores de nuestra provincia.

– ¿Qué significó para ustedes ser reconocidos con la Norma IRAM?
En ese sentido, existen dos cuestiones que se imponen considerar, por un lado, existe una normativa a nivel provincial que obliga a las empresas a aprobar dicha norma, nos habían puesto plazo para eso y nosotros, obviamente, cumplimos lo normado en tiempo y forma; pero, lo importante señalar es que nuestra motivación para lograr lo previsto en la norma no fue porque lo exigía la misma, sino porque de alguna manera era una aspiración de máxima que ya veníamos gestando. La Norma IRAM 3810 es la norma de seguridad vial a la que siempre aspiramos, el haber aprobado con éxito la misma no hace más que abonar la firme convicción que estamos en el buen camino y que es lograr un mejor y más eficiente servicio. Insisto, si bien es una aspiración de siempre, es un logro y como tal nos sentimos muy orgullosos y muy contentos de haberlo obtenido.

– ¿Cuáles son los proyectos a futuro?
Nos sentimos orgullosos de nuestra historia, estamos comprometidos con nuestro presente y esperanzados con el futuro. En ese entendimiento el proyecto de la empresa es seguir estando en la actividad, seguir brindando el servicio de transportación en toda la provincia tratando de que sea el mejor y más eficiente posible. En un constante proceso de mejora continua intentamos día a día que el usuario nos siga eligiendo por siempre porque el servicio que brindamos es el mejor- Además, seguir apostando a nuestra querida Santa Fe, trabajando junto con gobierno provincial, ya que este es un servicio público esencial y el dueño de las llaves del servicio que brindamos no debemos olvidar es la provincia. Debo destacar también nuestra responsabilidad con nuestros empleados y proveedores, resultando esta empresa una importante fuente de trabajo para numerosas familias de Santa Fe.
Reitero, estamos orgullosos de nuestra rica historia, comprometidos con el presente y esperanzados con nuestro futuro, con la clara y confesa vocación de unir destinos y de continuar por siempre brindando el mejor servicio de transportación posible a los pobladores de nuestra querida provincia de Santa Fe.