Mecanismo para la compra de una propiedad

Generalmente, el ciudadano común no está acostumbrado a comprar propiedades y, si bien en general busca amigos o personas de confianza que lo puedan asesorar, no conoce exactamente los pasos a seguir.

Ing. Alberto Bottai

No es que se trate de una tarea compleja, pero por el hecho de que generalmente se adquieren propiedades que han sido o están siendo habitadas por otras personas, hay tener claro los pasos a seguir.

El boleto de compraventa
Este es generalmente el documento que marca el inicio de la compraventa, que culmina con la Escritura Traslativa de Dominio, que es la que otorga un Escribano y que garantiza la transferencia de una propiedad a nombre del comprador.

Pero esto no le quita importancia al Boleto, porque en este documento se conviene, entre Comprador y Vendedor, los pasos que se darán en relación a la forma de pago, estado y fecha en que se entregará la propiedad, que gastos asumirá cada parte y otros detalles que lo transforman en un documento de gran importancia para que no existan sobresaltos y se transite sin inconvenientes el camino hasta la Escritura.

Ocurre que, en este documento, donde un escribano puede asesorar sobre lo legal del convenio que las partes acuerden, generalmente El Comprador, no toma posesión del inmueble y El Vendedor tampoco cobra el total del precio acordado, por lo cual es muy importante que se relate minuciosamente todos los detalles de cómo se hará la transferencia.

Muchas veces, las personas hacen una doble operación de compraventa, es decir venden la propiedad que habitan y compran una nueva, más acorde con las necesidades de la familia en ese momento.

En este caso se deben hacer en un mismo acto los dos boletos y obviamente, relacionar los mismos entre sí. Solamente con la simultaneidad de estos dos actos, tendremos asegurado que lo que el vendedor recibe por la venta sea invertido en la compra de la nueva vivienda, condición importante sobre todo en nuestro país que viene mostrando inestabilidad económica y también se deberá tener en cuenta otros detalles como fecha de mudanzas, hacer un inventario de lo que permanecerá en cada vivienda etc.

Otro detalle importante para tener en cuenta, es no tomar compromisos en el tiempo que no dependan de las partes. Hay dos situaciones muy comunes que son, la de dar una fecha de escrituración, cuando no tenemos terminado un juicio de sucesorio u otro trámite que impida su inmediata transferencia, o dar fecha de entrega, estando la propiedad ocupada por quien no es el propietario. En ambos casos, se está prometiendo lo que no depende de nosotros o lo que no se posee, lo que puede generar un incumplimiento, multas y en general, situaciones no deseadas.

Dejando ya el tema de lo que constituyen “papeles de la compraventa”, veamos aspectos directos de la elección de la propiedad a comprar:

Si compro o cambio la vivienda que tenía, debo ganar en comodidad y tranquilidad, por lo que fundamentalmente, deberemos tener en cuenta:

1)Mas allá de lo ventajoso que nos parezca la compra, tener claro que el objetivo no es un buen negocio, sino que deberá tener los espacio adecuados para las necesidades de la familia.

2)Nunca olvidar que siempre podremos modernizar un departamento y hasta ampliar una casa, pero nunca podremos cambiar su ubicación. En la actualidad, dado las distintas actividades de padres e hijos, deberemos prestar mucha atención para que la nueva vivienda se encuentre en un lugar que nos permita tener una vida tranquila.

Otro detalle importante para tener en cuenta, es no tomar compromisos en el tiempo que no dependan de las partes.