Cuantifican el impacto en Santa Fe por el aumento de las retenciones

Las modificaciones propuestas por el gobierno impactan en mayor magnitud a los complejos de trigo, maíz y girasol.

Un trabajo del Centro de Estudios y Servicios de la Bolsa de Comercio de Santa Fe (Bcsf) sobre los cambios de alícuotas de derechos de exportación planteados por el gobierno en el proyecto de Ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva, aprobada por el Congreso Nacional, indicó que mediante los cuatro complejos agrícolas más importantes (soja, girasol, trigo y maíz), la provincia exportó 8.316,4 millones de dólares FOB, y un total de 23,9 millones de toneladas, durante los primeros nueve meses del año. Ello representa un aumento de las exportaciones del 22,1% en cantidades, pero sólo del 5,2% en términos monetarios, debido a una disminución de los precios promedio por tonelada.

El aporte de estos cuatro complejos de la provincia a la recaudación de retenciones a las exportaciones se estimó en 2.021,3 millones de dólares, representando un alícuota promedio (total de retenciones dividido por el valor de las exportaciones) del 24,3%.

En comparación con igual periodo de 2018, se estimó un aumento del aporte de la provincia por este gravamen del 21,6%, a pesar de que el valor exportado creció menos. Ello se da a partir de los aumentos de las alícuotas establecidos desde septiembre de 2018.

Tomando en consideración el escenario planteado de la aplicación del Decreto 37/2019, se estima

que el aporte de la provincia en los primeros nueve del año, hubiera alcanzado a 2.277,2 millones de dólares, lo que indica un alícuota promedio del 27,4%. Esto representa un incremento del 12,7% con relación a lo efectivamente aportado, aproximadamente unos 250 millones de dólares más.

Considerando lo establecido por el proyecto de Ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva, el aporte de la provincia para los primeros 3 trimestres del año por parte de las exportaciones de los cuatro complejos agrícolas más importantes, hubiera sido de 2.316,3 millones de dólares. Ello representaría un alícuota promedio de 27,9% y un aumento de casi 300 millones de dólares (+14,6%), respecto a la legislación anterior.

En particular el incremento del aporte del complejo soja sería de entre el 11,5% y 12,2%. Sin embargo, para el caso de los complejos trigo, maíz y girasol, el impacto sería de entre el 22% y 65%, según el decreto 37/2019 y de entre el 50% a 67% bajo el escenario del proyecto de Ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva.

Los detalles

El proyecto propone aumentar las alícuotas máximas al 33% para las exportaciones de poroto de soja y al 15% para el resto de los granos. Por otro lado, no especifica puntualmente cambios para los productos derivados de soja y otros subproductos, por lo cual en el presente trabajo se toman como referencia las alícuotas establecidas en el decreto 37/2019. Además, este decreto realiza una diferenciación entre la exportación de granos y la exportación de granos para siembra. A estos últimos le rige el tope de $3,0 por dólar exportado.

En los cuatro complejos agrícolas, las exportaciones con origen en esta provincia totalizaron, para los primeros nueve meses del año, U$S 8.316,4 millones de dólares F.O.B. Pero medidos en cantidades, este valor alcanza los 23,9 millones de toneladas. Ello representa un aumento de las exportaciones del 5,2% en términos monetarios y del 22,1% en cantidades, debido a una disminución de los precios promedio por tonelada del 13,8%.

Por complejo

Al analizar la situación descripta anteriormente para cada uno de los complejos incorporados en el análisis, se concluye que los cambios propuestos impactan en mayor magnitud a los complejos de trigo, maíz y girasol. El incremento de la carga sobre el complejo soja sería de entre el 11,5% y 12,2%.

Sin embargo, para el caso de los complejos trigo, maíz y girasol, el impacto sería de entre el 22% y 65%, según el decreto 37/2019 y de entre el 50% a 67% bajo el escenario del proyecto de Ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva.