El Gobierno lanzó líneas de créditos para Pymes con tasa fija del 29% anual

Es por un total de $ 26.000 millones y se hace con 12 bancos públicos. Están orientadas a financiar capital de trabajo y descuentos de cheques. 

El secretario de Pymes y Emprendedores, Mariano Mayer, junto a representantes de los bancos Nación, Provincia y Ciudad presentaron los principales lineamientos del nuevo programa de los bancos públicos para financiar a las Pymes. Las medidas ya habían sido adelantadas por el presidente del Banco Central de la República Argentina (BCRA) Luis Caputo la semana pasada en medio de una nueva suba del valor del dólar.

“Estamos lanzando un acuerdo con 12 bancos públicos para una línea de descuento de cheques a una tasa del 29% por $26.000 millones”, aseguró Mayer. Se trata de líneas de corto plazo orientadas a financiar capital de trabajo y descuentos de cheques. También se permitirá que los mayores encajes en pesos que los bancos deben inmovilizar puedan usarse para dar préstamos productivos.

“Esta medida sirve para auxiliar a las Pymes en un momento de estrés financiero”, destacó Juan Curutechet, titular del Provincia. “El BNA viene apoyando fuerte la actividad productiva y ese es nuestro mandato, está en nuestra carta orgánica. Entendemos que el país está saliendo de un crisis cambiaria que ha generado algunos problemas”, agregó Javier González Fraga, presidente del Banco Nación.

Del total de $26.000 millones, el Nación pone $10.000; el Provincia, $5.000 millones; y el resto, unos $9.000, las demás entidades. Se trata de los bancos de Córdoba, La Pampa, La Rioja, Santa Fe, Entre Ríos, Corrientes, Tierra del Fuego, Neuquén y Credicoop.

“Se esta conversando con los privados para ampliar la línea de créditos pero todavía estamos analizando el tema en particular el fondeo”, dijo Mayer, quien descartó la vuelta de las líneas de crédito productivo obligatorias lanzadas por el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner que decidió discontinuar el BCRA bajo la gestión de Federico Sturzenegger y que finalmente se extinguirán a fines de este año.

Otras medidas

Otra de las medidas que se lanzaran para amortiguar el “estrés financiero” es la utilización del BICE, la entidad ahora dirigida por el ex ministro de Producción Francisco Cabrera, para impulsar la posibilidad de que las pymes puedan descontar sus facturas. Se trata de una herramienta que surge de la nueva ley de financiamiento productivo, pero que no está aún vigente, salvo en la plataforma de ese banco estatal.Por otro lado, el Gobierno ya se reunió con grandes empresas para intentar que no se rompan las cadenas de pagos.

Esta es una medida que las empresas reclamaban desde hacía tiempo. El Gobierno adelantó que reglamentará el artículo 10 de la ley pyme (27.264), que faculta al Poder Ejecutivo a compensar a micro, pequeñas y medianas empresas en las zonas de frontera a compensarlas por “asimetrías y desequilibrios económicos provocados por razones de competitividad con países limítrofes”.

El 27 de junio pasado, el mismo día de la asunción de los ministros Dante Sica y Javier Iguacel, el presidente Mauricio Macri sorprendió al auditorio que lo escuchaba en Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) al manifestar “le pedí a Dante (Sica) que arranquemos con una nueva ley Pyme para darles herramientas para competir”.

Luego del acto Producción informó un paquete de medidas que incluye la renovación de Ahora 3, 6, 12 y 18 hasta fin de año. Ese día el Presidente no dio mayores detalles, pero uno de los integrantes del Gabinete le detalló a Infobae que “Macri pretende que los beneficios impositivos que tienen un plazo acotado en el tiempo queden firmes en la nueva ley”.